De vuelta a Barcelona

Week-end à una burbuja llamada Barcelona. Las cosas no cambian, pero sí las chaquetas. Les chaussures aussi. On essaye de n’y pas penser pero todo es demasiado reciente y demasiado fuerte. Peu à peu. El tiempo dirá.

Escuchamos Cali de fondo. Lui, il ne change pas non plus. Il est trop bien. Toi aussi. Hacemos crêpes saladas. La crepière est aussi trop bien. Arnau est un bon cuisinier ^.^

Singstar y Eyetoy. Moto. Par ci par là. Ne soit pas triste. Siento no poderte ayudar más. Ojalá Barcelona te devolviera la sonrisa, comme dans les viejos tiempos. No ha habido sangría. Tapas non plus (bah si, unas olivitas y unas bravas al lado de la boquería). Ce n’est pas ce que tu attendais trouver à Barcelone. Quizás sí que todo ha cambiado. Quizás nosotras también hemos cambiado.


Aprendemos a pasear por la ciudad, disfrutando de cada coin. Les promenades à coté de la mer sont toujours belles. Hablamos. Me hablas de él. Te veo mejor, te veo más fuerte. La sonrisa está volviendo poco a poco.


À bientôt, Delphine. Hasta muy pronto 🙂 Pase lo que pase, todo irá bien, tu verras ^.^