hdr

Nos vamos de vacaciones con un bebé

Esta entrada también está disponible en: Catalán

La peque de casa ya tiene seis meses y el verano se acerca. Las ganas de viajar vuelven y todo empieza a ser más fácil previsible. Este verano nos estamos planteando retomar los intercambios de casa y llevarnos a nuestra peque a descubrir algún lugar de Europa o España. ¡Buscamos un intercambio!

Ya sabéis lo super fan que soy de los intercambios de casa -siempre lo he sido- pero ahora con una niña en casa todavía lo soy más. Cuanto más lo pienso, más claro lo tengo, que es la mejor forma para viajar con niños.

Aquí van mis motivos por los que hacer un intercambio de casa para las vacaciones de verano:

Seguir las rutinas diarias de la familia

La tranquilidad e intimidad que tienes en casa, se muda a tu otra casa. Así de sencillo. Los horarios del pequeño no se ven modificados. Incluso si estás en un país donde se cena pronto puedes seguir haciendo vuestros horarios familiares que tan bien van al pequeño. No vas a temer por despertar a los vecinos de habitación de hotel a medianoche. Puedes volver a casa para preparar la comida y dormir la siesta. Si llueve, podéis quedaros tranquilamente en casa jugando en lugar de saltar de café en café o de museo en museo.

Noches tranquilas en casa

Las noches (ese gran enemigo familiar) se pasan igual de bien que en casa. Una ducha o bañera, juegos en el salón, la cena y prontito a la cama.  Lo mismo que hacemos en casa, lo hacemos en la casa de intercambio. El espacio es crucial. Cada niño puede tener su habitación y los padres podemos cenar tranquilamente, ver la televisión o preparar las visitas del día siguiente, sin tener que estar encerrados en la misma habitación de hotel. Y si el pequeño se despierta mucho por la noche (como nos pasa a nosotros) podremos pasear pasillo arriba y abajo.

Juguetes y objetos para el bebé

Una gran ventaja si intercambias casa con otra familia que tenga un bebé es que todo lo que necesitáis estará disponible en la otra casa: cambiador, cuna, juguetes, mantas para el suelo, ropa de cama, toallas, silla para la bici, trona para la mesa, cucharas y platos de plástico, mini-pimer (¿o quizás babycook?), microondas, hamaquita… E incluso coche de paseo y silla de coche si las edades coinciden. Por eso, yo ya directamente estoy buscando un intercambio con familias con niños y, a poder ser, que sean bebés.

Poder cocinar y lavar la ropa

A lo de disponer de microondas, batidora, nevera y utensilios varios de cocina, hay que añadir la importancia de poder cocinar en una casa que estará preparada para que cocinéis. Habrá aceite, sal, sartenes, ollas, e incluso posiblemente los partners de intercambio nos habrán dejado la primera cena o el primer desayuno para que sea todo más fácil a la llegada. No es solo la comodidad que representa sino también el ahorro de no tener que comer todo el día fuera, en restaurantes.

También la posibilidad de lavar la ropa y no tener que llevarte todo el armario es importante. ¡Me fascina que la ropa de los bebés sea tan pequeña pero acabe ocupando una maleta entera cuando nos vamos de fin de semana!

El alojamiento cuesta 0 €

El aspecto aplastante que hace que elijamos un intercambio de casa con HomeExchange.com en lugar de un alquiler con Airbnb, HomeAway o cualquier otra empresa de alquileres es el precio. El alojamiento para toda la familia (incluidos los abuelos o tíos si quieren venirse) sale gratis. ¿Por qué? Porque nosotros también estamos cediendo nuestra casa a otra familia. La confianza tiene premio para los que se atreven a compartir. Y como no hay que pagar por noche, nos quedamos más tiempo y vamos sin prisas. 

Una segunda residencia en cualquier lugar del mundo

¿Por qué ir al mismo sitio cada vez que tienes vacaciones si puedes descubrir un lugar nuevo en vez de eso? No hace falta irse muy lejos. Acabo de recibir una propuesta de intercambio para Semana Santa con el Delta del Ebro. Nosotros ya tenemos planes y voy a decirle que no, pero sin duda podría ser una buena opción a 3 horas en coche.

Inmersión 100%

A Arnau y a mí nos encanta mezclarnos con la gente local de un lugar, alejarnos un poco de los turistas y ver cómo vive realmente la gente de un lugar (a veces cambia mucho, ¿verdad?). Queremos que nuestra peque también lo viva así y por eso queremos seguir haciendo intercambios. Cuando sea un poco más mayor, ojalá que la pequeña O tenga interés y curiosidad por aprender algunas palabras del idioma del lugar que visitemos, que tenga ganas de probar su gastronomía típica o que quiera salir a jugar con los vecinos de la casa de intercambio y se hagan entender chapurreando inglés.

Porque la mejor escuela es, sin duda, ver mundo.


 

Vivir e intercambiar casa en Olot

Ahora que vivimos en Olot se nota que ha bajado el número de propuestas que recibimos, pero siguen entrando. Aquí nos llegan propuestas del resto de España (Andalucía, Pamplona, País Vasco, Delta de l’Ebre), de Francia y también nos han llegado de Quebec. Preferimos un destino de Europa Central (Suiza, Austria o Alemania) pero por ahora no hemos conseguido cerrar nada. Enviamos varias propuestas a las Islas Baleares pero mi sorpresa fue saber que ¡en febrero muchos de ellos ya tienen los intercambio organizados para todo el año! Habrá que empezar con más antelación otro año.

Es pronto y todavía hay tiempo y esperanza para encontrar algo que nos vaya bien. Ahora estamos de alquiler (en Barcelona era un piso propiedad de la familia) y no hemos tenido problemas para seguir haciendo intercambios: hablamos con la propietaria y le explicamos en qué consiste el intercambio y le pedimos permiso para hacerlo durante las vacaciones. Aceptó sin problemas, olé!

 

¿Quién más se anima a irse de intercambio este verano?

 


Muchos me preguntáis al leer estos posts sobre mis viajes haciendo intercambio de casas… “¿Pero tú con qué página web haces los intercambios?” Pues con IntercambioCasas.com – HomeExchange.com! Tras 10 intercambios y una satisfacción total, ahora tengo el placer de forma parte del equipo también, así que os garantizo (desde dentro y desde fuera) que es una Comunidad 100% segura. Si utilizáis el link a continuación para registraros, me dan puntos a mí. ¡Gracias de antemano y felices intercambios! 😉

boton-intercambiocasas-icc


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *